martes, 7 de enero de 2014

Al rescate de Gaudí

Barcelona acogerá en octubre el primer congreso internacional sobre el arquitecto

EL PAIS

La Cripta de la Colonia Güell, uno de los siete edificios de Gaudí que gozan del reconocimiento de Patrimonio de la Humanidad. / marcel.li saenz



Autor que arrastra a millones de turistas cada año, Antoni Gaudí, el arquitecto catalán más famoso y universal —es el único que tiene siete de sus edificios declarados Patrimonio de la Humanidad— vive la paradoja de ser un autor de masas que genera pingües beneficios a todos los dueños de uno de sus edificios pero, a la vez, es un gran desconocido dentro del mundo académico: sus obras no son objeto de estudio generalizado en la universidad, no se escriben tesis sobre Gaudí; son pocas las monografías que se publican sobre sus edificios y el arquitecto no ha sido objeto de ningún congreso internacional que avance en el conocimiento de su obra.
La culpa la ha tenido el menosprecio que durante décadas ha despertado él y su obra y el hecho de que se da por hecho la afirmación generalizada de que toda su documentación desapareció en el incendio de su taller de la Sagrada Familia, al inicio de la Guerra Civil, en 1936.
Para acabar con esta situación The Gaudí Research Institute, una entidad de estudio centrada en el arquitecto creada en Barcelona hace seis meses y la Universidad de Barcelona —en la que obtuvo su título de arquitecto en 1878— promueven el primer congreso internacional sobre el autor que se celebrará en Barcelona entre los días 6 y 10 de octubre.


Una de las pocas fotografías que se conservan de Gaudí.


El medio centenar de autoridades en la materia que ya han confirmado su participación presentarán el trabajo, inédito, de su investigación de décadas sobre el genio, algo que permitirá avanzar en el conocimiento científico de su obra más allá de los tópicos que la envuelven. Se trata, según se explicó el pasado viernes, tras la reunión del comité científico internacional, de conocer y reivindicar sus métodos de trabajo, sus diseños avanzados, sus conocimientos de ingeniería, el control total de la luz y el color y la gestión de su trabajo, entre otros muchos aspectos de este autor total. También, conocer la vigencia actual de Gaudí en la arquitectura, que algún miembro del comité científico no dudó en comparar con Miguel Ángel o Leonardo.

Este primer encuentro, que tendrá como eje temático la Cripta de la colonia Güell de Santa Coloma de Cervelló, el lugar donde comenzó a modelar su revolucionario método de trabajo y creación de nuevas formas, también servirá para conocer y poner a disposición de estudiosos e investigadores una documentación copiosa: casi 6.000 documentos, objetos del artista y su equipo y herramientas relacionadas con la construcción de la cripta y más de 400 cajas (20 toneladas) con documentos inéditos propiedad de The Gaudí Research Institute tras cedérselos Joan Bassegoda, biógrafo y responsable de la cátedra Gaudí hasta su fallecimiento en 2012.

Autor de masas, sus edificios no se estudian en la universidad

La vicerrectora de Relaciones Instituciones y Cultura de la UB, Lourdes Cirlot, aseguró que su universidad creará un centro permanente de estudio de la obra de Gaudí y que se están digitalizando los 6.000 documentos y objetos con el fin de que todo el mundo pueda consultarlos. “No todo lo que se ha dicho y publicado sobre Gaudí es cierto. Con el conocimiento de esta documentación su obra, sin duda, habrá que reinterpretarla”, aseguró.

El congreso y la nueva documentación también ha de servir para avanzar en el conocimiento de la personalidad de Gaudí. Siempre se ha enfatizado su carácter religioso y cómo sus creencias impregnan toda su obra. De hecho, desde 1992 la Asociación Probeatificación de Gaudí se ha volcado en la tarea de conseguir que el arquitecto sea Venerable en 2016, coincidiendo con los 90 años de su muerte.
Pero el resto de su personalidad sigue envuelta en un halo de misterio. Como sus ideas políticas. Según Manuel Medarde, uno de los impulsores del The Gaudi Research Institute, junto a Marià Marín y Pere Jordi Figuerola, “Gaudí era abiertamente independentista”, pero su pensamiento “ha sido manipulado y ocultado”. Según el experto, el caso más “insultante” es el del desaparecido Joan Bassegoda, principal orientador de los estudios sobre Gaudí, que “suprimió deliberadamente el grueso del pensamiento del arquitecto en sus escritos”.

“Era independentista. El Gaudí político ha sido ocultado”, asegura Medarde

El Primer Congreso Mundial será el inicio de una serie de seis, que se organizarán cada dos años, hasta 2026. En 2016 se hablará del Gaudí más desconocido centrando los trabajos en Bellesguard y en el Colegio de las Teresianas. En 2018 se analizará “el creador de sueños”, abordando proyectos tan polémicos como el rascacielos de Nueva York, que la mayoría de especialistas aseguran que es una invención posterior, el proyecto de Tánger, el Palacio de Astorga y la Casa Comillas. En 2020 las protagonistas serán la Casa Vicens y la Casa Calvet; mientras que el parque y el Palau Güell serán objeto de análisis en 2022, dejando paso en 2024 a sus dos viviendas más destacadas: la Casa Batlló y la Casa Milà. El último se centrará en la Sagrada Familia coincidiendo con su finalización en 2026 y el centenario del fallecimiento de Gaudí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario